¿Por qué es Importante Hablar de un Espectro Autista?

Con la última actualización del Manual Diagnóstico de Trastornos Mentales (DSM-V), se ha sustituido lo que antes se conocía como "Autismo" o "Asperger" en un solo diagnóstico: Trastrono del Espectro Autista, catalogado bajo los Trastornos del Neurodesarrollo. 

¿Por qué es importante esta diferenciación? 

Yo nunca he sido muy fanática de los diagnósticos. Los uso con mucho cuidado y especialmente cuando estoy hablando con otros profesionales de salud mental, ya que creo que se ha normalizado la "etiqueta" de los diagnósticos. Y, esto, a veces nos previene de ver al paciente o quién padece de la condición como un ser humano. 

Hablar de un "espectro" nos da más libertad para movernos en este diagnóstico. Y con esta libertad, podemos empezar a identificar fortalezas y áreas de necesidad. Esta flexibilidad, a su vez, nos permite a nosotrxs - lxs profesionales de salud mental - ofrecer tratamientos qu se ajusten a la niña, y no al diagnóstico. 

Ahora, ¿en qué nos debemos de basar para personalizar el tratamiento? 

Fortalezas

Siempre hay que empezar por sus fortalezas. Lxs niñxs en este espectro usualmente mantienen una preferencia intensa con una temática en particular. Esto les ayude a convertirse en "expertos" sobre el tema y es nuestra responsabilidad - como profesionales de salud mental, madres, padres, docentes y otros especialistas - maximizar estas fortalezas. 

Ya sea al buscar oportunidades donde se destaquen y hagan uso de las mismas. Aún cuando tengan necesidades socioemocionales distintas a aquellxs niñxs sin esta condición, es importante entender que aún son niñxs y necesitan las mismas oportunidades para desarrollar autoestima y un sentido de logro. 

Funcionamiento

Al hablar de un espectro, podemos empezar a incluir nuestros propios criterios para diseñar este tratamiento. Si has leído sobre el autismo, seguramente te has encontrado con frases como "de alto funcionamiento". Esto nos habla sobre su funcionamiento global: ¿cómo interactúa con los demás? ¿qué tanto necesita de su cuidador primario para funcionar en un ambiente distinto? ¿cómo navega por la vida y hace uso de sus recursos? ¿qué tanto utiliza su agencia para verbalizar sus necesidades y limitaciones? 

A mayor grado de funcionamiento, menores serán sus necesiades. 

Comunicación 

Las habilidades de comunicación con este tipo de niñxs es muy particular, y difieren muchísimo dependiendo de dónde se ubican en el espectro. Al prestar atención a la comunicación, nos ayudará a ir diseñando un plan de tratamiento que atienda las necesidades del niño. 

Mientras más bajo su funcionamiento, más concretas y básicas serán las intervenciones (nombrar objetos y verbalizar sus necesidades); y, por el contrario, si es de más alto funcionamiento, podemos empezar a trabajar en su sentido de agencia en relación con su propio diagnóstico. 

Sensibilidades

Generalmente, lxs niñxs que están en el espectro autista presentan ciertos rasgos de hipersensibilidad. Pueden ser de diferentes tipos (estímulos visuales, auditivos, táctiles, gustativos u olfatorios).

Al entender este diagnóstico como un espectro, podemos explorar los níveles de hipersensibilidad en estos niñxs y ayudar a lxs madres, padres y docentes a encontrar estrategias que se acomoden a su realidad.  

Cuando hablamos sobre las personas con esta condición, es importante utilizar la terminología correcta, pues solo así lograremos crear conciencia sobre esta realidad todos los días.