3 Razones Para Enseñarle a Nuestros Niños a ser Autoeficaces

La auto-eficacia es definida como " la creencia en la propia capacidad de organizar y ejecutar los cursos de acción necesarios para gestionar las situaciones posibles." En palabras más sencillas, es la habilidad de poder utilizar la motivación como un motor para crear tu propia realidad. En inglés, se le conoce como self-advocacy, y muchos maestros especialistas en apoyo académico se dedican a enseñar esta habilidad a sus estudiantes. 

En los estudiantes con necesidades educativas especiales, es particularmente importante poder fomentar la auto-eficacia. Pues, su dificultad de aprendizaje los acompañará a lo largo de su vida (en mayor o menor intensidad, dependiendo del tratamiento recibido). Pero, es importante que aprendan a identificar cuál es su dificultad, qué necesitan del mundo y encontrar herramientas para poder usar su voz como agentes de cambio para ellos mismxs. 

Aún cuando ha sido una habilidad propuesta para esta población, estoy convencida que todxs lxs niñxs se podrían beneficiar de recibir esta herramienta. Aquí van tres razones por las cuales creo que hay que enseñarle a nuestros niños a ser auto-eficaces. 

 

 

rawpixel-565460-unsplash.jpg

1. Lxs prepara para el futuro

Los especialistas confirman que la mayoría de los trabajos serán automatizados y reemplazados por inteligencia artificial en un futuro. Es decir que, con los avances de la tecnología, las nuevas generaciones se están viendo forzadas a reinventar sus propios trabajos. Como todos los cambios, esto implica ventajas y desventajas. Pero más allá de esto, nuestra tarea es formar una nueva generación de seres humanos que no tengan miedo a generar ideas y desarrollarlas. Niños auto-eficaces, son aquellos innovadores y cuestionadores - que piden lo que necesitan. Y ese es exactamente el futuro al que nos estamos enfrentando. 

 

 

myung-won-seo-675406-unsplash.jpg

2. Pueden ver el fracaso de manera distinta

Lxs niñxs que han desarrollado la auto-eficacia, no ven el fracaso como algo estático. Sino como una respuesta al proceso. Lxs niñxs innovadores pueden identificar el fracaso como una señal que hay que ajustar algo para el éxito, y no temen intentarlo de nuevo. Pueden analizar el proceso de manera distinta y están rodeados por adultos que - en lugar de penalizar el fracaso - les dan acompañamiento para intentarlo nuevamente. Una habilidad indispensable para toda la vida. 

allen-taylor-486829-unsplash.jpg

3. No temen luchar por lo que les corresponde

La auto-eficacia ayuda a lxs niñxs a generar una voz activa para hacer un cambio. Los transforma en agentes de cambio para sí mismos. Sin embargo, esta misma voz - una vez se activa en sí mismxs - puede activarse para el resto del mundo. En estos tiempos donde tantas injusticias se presencian a diario, es importante crear una generación que no tenga temor de usar sus voces de privilegio para luchar por lo que creen. Poner sus valores y sus creencias como el epicentro de todas sus luchas. 

En mi vida adulta, me he frustrado con cuán conformistas nos volvemos. Nos sentimos cómodos en nuestros trabajos que son automatizados (y recuerden que mientras más automatizados, más reemplazables son). Hemos perdido la capacidad de pensar, de sentirnos motivados, y crear nuestras propias oportunidades. Necesitamos una generación que luche contra esta realidad y pueda con las exigencias del siglo XXI. Necesitamos una generación más auto-eficaz. 

Para más contenido similar a este, no te olvides de seguirme en mis redes @marianaplatapsy